lunes, 29 de octubre de 2012

Matemáticas de patio





De la rutina insípida de su oficina, no quedaba sino el recuerdo de aquellos abnegados compañeros. En pos de mantenerla contenta y en continuo esfuerzo, todos solían arrimar parte del trabajo que según ellos no podrían terminar.
-“Triny cuatroojos” lo hará -escuchó en una ocasión-. Pero claro, a la hora de las medallas, ellos lucían las suyas sin pudor.
Hoy es un día importante y aunque ella ya no está, todos han recibido su postal navideña, donde tres caribeños papanoeles, le masajean la espalda desde la clínica de reposo. Y una nota:
“Para mis sacrificados amigos de Carabanchel*”.
 “Triny  2X2”.

Con este micro participé la pasada semana en el concurso de Microrelatos en cadena que la Cadena Ser y la Escuela de Escritores organizan. Como muchos sabréis, consiste en desarrollar un micro a partir de una frase. La frasees el párrafo final del anterior micro ganador y da pie a los micros que quieran participar.
No debe exceder de 100 palabras sin contar la frase de inicio que en este caso era: "De la rutina insípida de la oficina".
Si me llamaron, yo no estaba, aunque ya podían haber tenido el detalle de dejar el aviso en el contestador y yo los hubiera llamado. Si es que...en fin, otra vez dejo el móvil.



17 comentarios:

  1. Buena apuesta, Enmascarado.

    Creo que es un acierto la ironía que subyace a lo largo del texto y esa venganza consumada del final.


    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  2. Pues me gustó tu micro, no sé si te llamaron, pero desde luego tendrían que haber insistido, merecía la pena.

    Un saludo Enmascarado,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso decía yo Yashira, gracias.

      Un saludo.

      Eliminar
  3. salió redondito, como los lentes de la 4 ojos!!!!
    ;-D

    suerte Rafa!!!!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Escarcha, procuraré tenerla para otra.

      Eliminar
  4. Salio muy bien
    La ironia final, vale
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. No sé si te llamaron, desde luego originalidad no le falta.
    el talento ya se te sobreentiende.
    La verdad es que la cuatro ojos se lo tenia bien guardadito. La venganza se sirve fría, eso dicen no?
    Pues ella sin duda entre masajes se la sirvió en bandeja, anda que no sabia la niña...

    Besos mediterráneos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No no, de verdad que no me llamaron. A no ser que se equivocaran.
      Qué sí, que éstas mosquitas muertas son de las que la van guardando hasta que aseguran el palo.

      BEsitos

      Eliminar
  6. Revisa las llamadas perdidas de tu fijo, no vaya a ser que lo hicieran ( a mí me ha ocurrido unas veinte veces...jajajaja) ...

    Que sí, ¡que rebosa ironía, originalidad y que has sabido otorgarle un enfoque totalmente "salido de una oficina cotidiana"!. La venganza en plato frío, desde luego.

    Buen micro y a seguir intentándolo.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, ya que me lo has dícho lo he vuelto a revisar. Seguro que ha sido el mismo inepto que a ti te ha dejado esas veinte igual.
      El mal rollo de una oficina cotidiana, supongo que querrás decir.

      Gracias Laura.

      Eliminar
  7. La venganza es un plato que se sirve frío o en este caso desde el Caribe.
    Buen intento Enmascarado.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Rosa, Trini la eligió calentita. Muchas gracias.

      Besitos

      Eliminar
  8. Hizo muy bien .. aunque seguramente ya tenían otra "Trini" de repuesto ..
    Una pena que no te llamaran...

    Un sonoro beso

    ResponderEliminar
  9. Gracias aris.
    De repuesto no, los mandó a todos a la cárcel de Carabanchel.

    Otro super sonoro.

    ResponderEliminar
  10. Algo parecido nos gustaría hacer a todos en un momento dado...

    Buen micro, Enmascarado.

    Besito.

    ResponderEliminar